La hipercloración contra la legionella

96 585 76 20
La hipercloración contra la legionella

Llega el verano y con la época estival, un aumento considerable de los servicios de control de legionella en Alicante como en los casos de depósitos de acumulación de agua potable que abastecen las instalaciones comunitarias, en los que hay una gran probabilidad de convertirse en un foco de proliferación bacteriana, debido a que en ellos se van acumulando partículas orgánicas e inorgánicas.

En Desinfecciones Benidorm, S.L. ya hemos hablado con anterioridad de los peligros de la legionella, así que hoy vamos a repasar el principal tratamiento de aguas que llevamos a cabo en nuestra empresa para erradicar esta bacteria: la hipercloración, que consiste básicamente en un método de desinfección de todos los componentes de los tanques, tanto interiores, como tapas y canillas, con una solución hidrolizada de hipoclorito de sodio.

Hay que tener en cuenta que la legionella es una bacteria capaz de sobrevivir en un amplio intervalo de condiciones físico-químicas, multiplicándose entre 20 ºC y 45 ºC, pero destruyéndose a 70 ºC, por lo que son el caldo de cultivo ideal para su proliferación instalaciones en edificación e industria, ya que en ocasiones el estancamiento de agua y la acumulación de productos sirven de nutrientes para la bacteria, como lodos, materia orgánica, material de corrosión y amebas, formando una biocapa.

Todos estos elementos hay que limpiarlos y desinfectarlos mediante este método de control de legionella en Alicante, una técnica que al menos hay que llevar a cabo una vez al año, para evitar la propagación de esta bacteria, y con mayor asiduidad si la comunidad posee cualquier salida de agua al exterior, como riego automático, duchas, grifos para el llenado de cubos de la limpieza, etc.





haz clic para copiar mailmail copiado